Ya os habréis dado cuenta, en Glicero Chaves Hornero nos encanta darle la bienvenida a cada una de las estaciones del año.  Con la primavera ya aquí y a punto de comenzar el verano, es una época estupenda para cambiar el aspecto de nuestro hogar y prepararlo para los intensos días de calor que se avecinan.

En el post de hoy nos vamos a centrar en las habitaciones de los más pequeños, al fin y al cabo, ellos son los que pasan más tiempo en ellas. Modificar cualquier aspecto de la habitación o aportar un aire nuevo, os ayudará a aumentar el ánimo y la alegría de los peque, sobre todo en aquellos que, por una razón u otra, pasan más tiempo en casa en el verano.

  1. Complementos: Retira todo aquello que tenga que ver con el invierno, tejidos, cojines, ropa de abrigo. Dale una luz especial y mucho colorido ayudándote de sillones o banquetas de colores, cortinas, papel para la pared, etc. Este truco nunca falla ya que con muy poco conseguimos grandes resultados.
  2. Blanco: Si los muebles de la habitación son de color blanco, conseguirás un aspecto “minimal”, con mucha luz y que con algunos complementos de diseño le darán a la habitación de tu hijo un aspecto vanguardista y moderno.
  3. Cambio de mobiliario: Si lo que pretendes es remodelar toda una habitación no muy grande de tamaño y darle varios usos, es una gran ventaja contar con camas abatibles, a que el aspecto de la habitación puede variar en muchas ocasiones a lo largo de un mismo día, hecho que demuestra la funcionalidad de este tipo de habitaciones y camas.

Con tejidos, adornos, y complementos, conseguirás una habitación 100% veraniega y que se ajusta a tus gustos y necesidades. A lo largo de todo este verano iremos aportando nuevas fórmulas para conseguir que las habitaciones de nuestra casa luzcan siempre perfectas.

¿ Te gusta adecuar tu casa a casa estación del año?.

Share